Huck Seed es el nuevo integrante del Salón de la Fama del Poker

El estadounidense logró el Main Event de la World Series of Poker (WSOP) en 1996, obtuvo cuatro brazaletes dorados y acumuló más de US$7,6 millones en ganancias.

De 51 años y 1,98 metro de altura, el gigante Seed tuvo una dilatada y exitosa carrera de 26 años en el poker en vivo, participando en centenares de torneos entre 1990 y 2016.
De 51 años y 1,98 metro de altura, el gigante Seed tuvo una dilatada y exitosa carrera de 26 años en el poker en vivo, participando en centenares de torneos entre 1990 y 2016.

Por Alejandro Caminos, periodista, guionista y colaborador de G&M News.

El reconocimiento de los pares es, probablemente, un premio aún mayor que una bolsa con varios millones de dólares o un buen brazalete de oro y diamantes. Se trata de una recompensa al esfuerzo de años y años de práctica, errores, enseñanzas y buenos frutos. Un mimo por mantenerse en la élite y ser competitivo ante los ojos del mundo, de las grandes glorias y de las generaciones de nuevos jugadores.

Esta distinción es la que recibió Huck Seed, el jugador estadounidense que se transformó en el nuevo integrante del Salón de la Fama del Poker. El anuncio se realizó durante la histórica final que consagró al argentino Damián Salas como el nuevo campeón de la World Series of Poker (WSOP) (ver nota de G&M News: https://g-mnews.com/es/damian-salas-es-el-nuevo-campeon-de-la-wsop/). De esta forma, Seed se convirtió en el miembro número 59 en llegar al emblemático Salón, tras el ingreso en 2019 de los históricos Chris Moneymaker y David Oppenheim.

EL PROCESO DE SELECCIÓN

En la última edición, el Comité Organizador abrió por primera vez las nominaciones para que toda la comunidad del poker mundial pudiera elegir a sus candidatos a través de Internet. Luego, se seleccionó a los diez primeros de esa lista, para que los 32 miembros activos del Salón de la Fama emitieran sus votos. El resultado final mostró a Seed en la cima con 76 votos, seguido de Matt Savage -director ejecutivo del World Poker Tour, además de dirigir varios torneos en los Estados Unidos- con 51 votos y de Isai Scheinberg, gran favorito y fundador de la plataforma Pokerstars, con 45 sufragios.

Lógicamente, para entrar a este selecto grupo de las leyendas del poker mundial, hay que cumplir con ciertos requisitos, como haber jugado al poker en una competencia de alto nivel, participar de los high stakes o grandes apuestas, tener buena constancia y regularidad en el juego -la suficiente como para resistir el paso del tiempo- y contar con al menos 40 años al momento de la nominación. En caso de no ser jugador, haber ayudado y contribuido al crecimiento exponencial del poker de forma positiva y duradera. ¿Pero quién es Seed? Gaming & Media News te lo cuenta en detalle.

DE CALIFORNIA AL MUNDO

Seed nació en la localidad de Santa Clara, dentro del Estado de California, Estados Unidos, aunque creció en Corvallis, Montana. Allí asistió al Corvallis High School. En aquel estado norteño, se destacó como jugador de básquet en el equipo All-State Montana. Tiempo después, abandonó los aros y los balones para estudiar Ingeniería Eléctrica en el California Institute of Technology (CALTECH). Pero la vida le tendría preparada una mano inesperada, porque comenzó a jugar al poker y su pasión fue tal que pidió una licencia, en 1989, para nunca más volver a la universidad y al equipo de baloncesto, con el fin de dedicarle tiempo a su nueva pasión.

Luego de meses de prácticas y estudio, en 1990, lograría su primer título. Según la base de datos Hendon Mob, fue en el torneo US$300 +30 No Limit Hold’em de Super Stars of Poker, en Tahoe. Allí ganó poco más de US$30 mil. Durante cinco años, se mantuvo casi siempre entre los mejores diez jugadores en cada campeonato en el que participó, embolsando sumas que superaban los US$50 mil por torneo. En este sentido, en 1994, alcanzó el sueño de quedarse con su primer brazalete de la WSOP al ganar el Event #3: US$2.500 Pot Limit Omaha, que le valió también llevarse US$167 mil. En 1996, el norteamericano tocó el cielo con las manos. En la ciudad de Las Vegas, se hizo con el Main Event de la World Series of Poker US$10.000 No Limit Hold’em, luego de derrotar a Bruce Van Horn. Los beneficios fueron inmensos: un premio de US$1.000.000, un nuevo brazalete y el boleto a la historia grande de los paños verdes. “En aquel entonces, ni siquiera podías decirle a la gente que eras un jugador de poker profesional, porque simplemente te miraban de forma extraña y dejaban de hablarte», había confesado Seed al portal PokerListings.com en una entrevista de 2006.

CUATRO BRAZALETES Y MIL LOCURAS

Al año siguiente, el player californiano lograría un quinto puesto en el Evento Principal de la WSOP. A pesar de continuar cobrando en torneos y logrando buenas sumas, recién en 2010 lograría su tercer brazalete, en el Evento #17: US$1.500 Limit Razz. Tres años después, se quedaría con su último (cuarto) brazalete dorado al ganar en el Evento #27 US$5.000 Limit Razz tras derrotar al gran Phil Ivey en la final. Su última participación en la WSOP fue en el Evento #7 US$1.500 2-7 Draw Lowball, de junio de 2016, en el que culminó en el puesto 32º, con un cobro de US$2.597. En total, sus ganancias en los paños fueron de US$7.649.864. Está en el puesto 78º entre los más recaudadores de los Estados Unidos y en el 148º entre quienes más dinero acumularon en todos los tiempos.

Por otro lado, Seed también es conocido por su personalidad histriónica y porque le gustaba realizar apuestas de lo más insólitas. Por ejemplo, una vez, le apostó a Phil Hellmuth que podía estar en el mar entre 18 y 24 horas, por una suma de entre US$10 mil y US$50 mil. También apostó a que era capaz de completar un circuito de golf en medio de un desierto en menos de 100 golpes. Incluso, puso a prueba el hecho de poder estar sin afeitarse durante un año. Ahora, son la comunidad del poker y sus colegas quienes apostaron por él y lo incluyeron en el club de honor más importante del poker a nivel mundial. ¡A disfrutar de la gloria eterna, Huck!